Por si te olvidas de mi...

viernes, 16 de julio de 2010

Cerramos un mes...nos vamos de vacaciones


Bueno chicos, pocas entradas escribiré de aqui al 18 de agosto, igual me aburro tanto durante mis vacaciones que algo os cuento; o lo mismo estoy tan contenta que quiero compartirlo, pero por si acaso, me despido durante este mes. Si alguien quiere encontrarmen estaré perdida entre las playas del Algarve y las de Benalmadena...bajo alguna sombrilla o chiringuito, cervezita en mano, disfrutando de la vida ociosa.

Que seais buenos.

Ayer fuimos de boda.




No literalmente, pero más o menos. Ayer nos apuntamos a una cata de vinos y menú degustación en un restaurante que conocían unos amigos. El restaurante al parecer, en si está bastante bien, pero esto parecía una posibilidad de degustar la cocina y de aprender algo de vinos, por el módico precio de 35 euros. Cierto es que quizás esa cifra para una cena es algo alta, pero después de lo que os voy a contar quizás ese planteamiento no sea correcto.
La cena consistía:

“Marina Alta” Blanco Espumante D.O Alicante.
Ensalada de Papaya, Manzana, Gulas y Aguacate con
Reducción de Vinagre Balsámico.
“Valdelainos” Blanco D.O Rueda.
Pastel de Cabracho con Salsa Tartara y Crema de Piquillos.
“Moustillant” Rosado Aguja D.O Penedes.
Gazpacho de Frambuesa con Helado de Pepino y Tomate.
“Finca Nueva” Rosado D.O Rioja.
Atún Rojo a la parrilla con Mermelada de Cebolla y Sal Maldón.
“Mano a Mano” Tinto Joven D.O Tierra de Castilla.
Pollito Picantón Relleno con Salsa de Caramelo de Vino Tinto.
“Frisant” Vi de Gel Dulce Carbonico D.0 Penedes.
Fondant de Chocolate con Peta Zetas y Helado de Magdalena.

Y al contrario de lo que imaginábamos las copas las fueron rellenando, debieron de fregar copas a tutiplé, porque cada vino llevaba la suya. Y los platos eran individuales, yo imaginé que con esa retahíla de platos serían para compartir o raciones pequeñas, ya te cuento, de eso nada. Empezamos a las 21:30 y acabamos a las 01:15, y sin café ni na, porque ya no podíamos ni beber agua. Pagamos 35 euros por comer y beber hasta hartarnos, toda una experiencia. Y además el enólogo iba explicando los vinos antes de degustarlos, explicaba como olerlos, como diferenciar los olores, los sabores, como degustarlo, de donde procedía, con que alimentos maridaba, e incluso como había que conservarlos. También con cada cata iba pasando por las mesas por si había dudas y rellenando las copas. Una noche bastante especial, con unos vinos bastantes decentes, donde destaco por su originalidad el primero: Marina Alta, un vino adulzado alicantino muy chulo. Y el último, un vino de fabricación complicada y de sabor espectacular. Un 10 a esta iniciativa de un restaurante que me convenció y me pareció un candidato a cenas decentes.

lunes, 12 de julio de 2010

ESPAÑA GANADORA, RESACA TRIUNFADORA


Como decíamos ayer………….es decir hace un mes…..España ha ganado un mundial, el primero que se viene para casa, pero es solo una alegría más de las muchas que nos está dando esta selección. Es la cima, la cumbre de un camino difícil pero enriquecedor, que nos ha hecho más grandes, si cabe. Se empezó el mundial perdiendo, un partido de nervios, donde un fallo y el famoso Jabulani nos quitaban la ilusión de golpe. Pero poco a poco, y rival por rival, fuimos ganando confianza, controlando los partidos, jugando al mejor fútbol, apoderándonos de los estadios, haciendo bailar a los contrarios, y haciendo del esférico un buen amigo. Y así, tras éxitos sencillos y poco apabullantes, es decir no nos hacen falta veinte goles, por la mínima y controlando también se ganan partidos, y mundiales; hemos llegado donde hemos llegado. Y si son once los jugadores, durante todos estos partidos, y mal que le pese a aquellos que ven el Fútbol como un mero deporte de masas, España éramos todos y teníamos un esférico entre los pies. Yo se que he sufrido, temblado , resoplado, gritado, aplaudido, reído, abrazado, llorado y que gracias a esos chavales que ayer hicieron historia, he vivido un sinfín de emociones que son irrepetibles, y que ha sido gracias a ellos el haberlas sentido. Y esta tarde, aunque en Madrid tengamos 40 grados, España entera, incluida yo, iremos a animar, a felicitar a los chavales, que fueron cargados de ilusiones y que han vuelto con la victoria bajo el brazo. Muchos al comienzo dudaban de nuestra suerte, y si es cierto que nunca la diosa fortuna quiso favorecernos demasiado, no deberíamos haber dudado del gran fútbol que sabemos hacer. Porque es el primer mundial, pero sobre todo es el primer equipo que ha demostrado que sabe hacer fútbol, que cualquiera de ellos podía romper un partido, que sin individualidades se logran mejores resultados, que siendo piña el camino se hace mas sencillo. Una defensa férrea capitaneada por San Iker, continuado por el león Puyol, el bailón de Ramos, el estable Pique, el fuerte Marchena y el tremendo Capdevilla. Un medio campo insuperable, indomable y pétreo, donde brillan a cual mas Xavi, Fabregas, Busquets, Alonso y el gol ganador Iniesta. Y por sí con todo esto no tenéis suficiente os termino esta belleza con una delantera de órdago, de esas ganadoras solo por jugar, de las que llegan y dan miedo, y de las que han sido odiadas por cada portero que se ha enfrentado a nosotros. Y es que Villa, Torres, Navas, Llorente, Silva y Pedro han sido verdaderos depredadores, dando guerra por doquier, y asustando a cada defensa que se cruzaba en su camino. Una selección ganadora desde el primero hasta el último, porque cualquier cambio era desestabilizante, porque cualquier jugador creaba jugadas y merecía goles, porque todos eran imprescindibles, y porque hasta el banquillo que no salió, como Albiol, o Reina han jugado su papel protagonista, sino podéis volver a ver el paradón de Casillas al penalti de Paraguay. Y todo esto seria quasi imposible si no lo hubiera dirigido con tesón y templanza Vicente del Bosque, que serio e inmutable, ha dirigido a la selección a su mejor destino, La Victoria.
Gracias a estos chicos por engrandecer el fútbol español, por alentar el deporte nacional, y por subirnos a lo mas alto. Todos creemos en ellos, todos sabíamos que podían hacerlo, solo han demostrado que PODEMOS.