Por si te olvidas de mi...

martes, 22 de noviembre de 2011

Y nos fuimos de crisis



Hoy me ha tocado estudiar las últimas dos décadas de la historia de los EEUU, esa gran potencia en la cual muchos paises se fija, y yo sigo preguntándome para qué. No seré hipocrita diciendo que ninguna de sus ideas son buenas, pero tras echar un vistazo a su histora quizás hay que ver que muchas no, y que ser estadounidense tampoco pinta muy bien. Son el primer país en todo, o lo eran, porque a estas alturas de la globalización y las hiper  comunicaciones había que volver a planteárselo. Alli las cosas son blancas o negras, o mejor republicanas conservaduristas o republicanas liberales. Asi he comprobado como subió Reagan al poder y apretando al ciudadano forjó la imagen estadounidense, les endeudó pero alzó el orgullo patrio. Así de fácil, eso viene a ser un jodidos pero contentos. De ahi pasamos a Bush, padre, siguió la línea y lo acabó con la guerra de Irak, ahi es nada. Llegó Clinton, metió al pais en su bolsillo,  cautivo con su labia y aumentó el super habitat llevándolo a la estratosfera, superó una fuerte crisis económica y se preocupó por lo que había fuera de las fronteras. (aspecto que es curioso pues el ciudadano americano parece ser que no está muy preocupado por aquellos sitios donde no hay fantas de dos litros y hamburguesas a tutiplen, pero no quiero generalizar, y lo cierto es que saber mucho nunca fue muy útil). Y en esta situació tan tranquila apareció Bush, hijo esta vez. Tenía muchas ideas, dudo que muy buenas y en la misma linea que su antecesor, pero con los atentados llevó de nuevo al caos al país, se gastó todo,  endeudó y creo esos bonitos métodos hipotecarios que tan bueno han hecho a nuestro país, y hala crisis para ellos buscada y aunque no se fijen en los demás si que exportan sus buenas maneras, pos hala crisis para nosotros. Y así en el año 2009 llega la oleada Obama, todo nuevo, grandes ideas y por fin se ve luz al final del tunel y ellos en el 2011 ya ven salida a la crisis cuando aún los demás solo podemos ver como bajan nuestras cuentas bancarias. Pero que grande es América.

2 comentarios:

Jerom dijo...

Ser americano es como ser australiano...implica que te largaron de todos los países civilizados a principios del siglo XX.

Artemisia dijo...

es alucinante ver como repercute todo, lo poco que me gustan y lo mucho que dependemos de ellos....