Por si te olvidas de mi...

miércoles, 9 de septiembre de 2015

NEW YORK NEW YORK (IV parte)

OBSERVATORY Y WORLD TRADE CENTER


Todo medido y calculado, el sábado según una aplicación de mi amigo Alberto atardecía en Nueva York  sobre las 19:27, y había reservado entradas por 32 $ para el nuevo Observatory. Llegamos a la zona 0, algunos del viaje conocían la zona 0 con las torres gemelas y estaban emocionados pues la zona según parece está irreconocible. Lo primero que se ve es una especie de “chocha de agua” de o bicho venido del mundo de Thor hecho por nuestro Calatrava, aún no tengo claro cuál es el fin de esto. Y lo siguiente la torre, 1716 metros en honor al año de la independencia de EEUU, la torre en forma de vela recordando a los caídos, todo ello en cristal que rompe el cielo, en un rascacielos bellísimo que se pierde en las nubes. A su lado, en donde antes estaban las torres gemelas dos impresionantes fuentes en cascadas dejan fluir la vida hacia el interior de la tierra, un espectáculo que se debe vivir, una experiencia que pone los pelos de gallina. A su alrededor arboles traídos de Pensylvania y Washington escenarios de los otros dos atentados. Un verdadero homenaje a los caídos, sentir lo que allí se debió de vivir a través de esta experiencia es algo inenarrable, pero se debe ver y sentir.
Pasamos la cola y comenzamos la experiencia del Observatory. Contarlo no tiene sentido, mejor os dejo enlace a los vídeos que grabé.






Final de la noche: Zona Dumbo, bajo puentes, y de cena reservada; un estupendo mejicano: Pedro´s Dumbo, una dueña entregada, una camarera risueña, buena música, buena ambiente y buena comida en uno de los barrios más chics y carillos de la zona…una perfecta elección.
De postre copita en nuestra terraza y a dormir…ah…no…la pobre de American Airlines llegaba al aeropuerto again, y sorpresa no había vuelo….tras dos horas de debate logramos que cogiera un vuelo a JFK via Londres con la British, al final llegaría a media tarde, tras día y medio de aventura. A las 3 íbamos a dormir, agotados pero felices. 




No hay comentarios: